POLEMICA EN NEUQUEN

Storioni invitó a un Pastor a debatir educación sexual en las escuelas

Es que el Pastor Hugo Márquez, de la iglesia bautista Jesús es Rey, expresó su oposición al dictado de clases de educación sexual en los colegios. La ministra de Educación, Cristina Storioni, quiere reunirse con él para explicarle de qué se trata.

El próximo lunes el Ministerio de Educación de la provincia buscará zanjar diferencias que aparecen como irreconciliables con un Pastor Evangélico que expresó su oposición a que se dicte Educación Sexual en los establecimientos escolares de Neuquén. La reunión fue anunciada por la titular de la cartera educativa, Cristina Storioni, y la invitación está dirigida al Pastor Hugo Márquez. Ambos dieron sus puntos de vista por AM 550.

Márquez, con la utilización de la objeción de consciencia como principal herramienta, dijo estar absolutamente en desacuerdo con que los niños reciban educación sexual en las aulas. Sostuvo Márquez que eso debe ser potestad del entorno familiar. Además, interpuso su temor a que todo se circunscriba a una cuestión "ideológica” del educador.

La polémica comenzó con la difusión de una gacetilla en la que Educación delineó los contenidos de esas clases. En ellas queda bien establecida la diferencia entre sexualidad y genitalidad. Este último concepto no aparece como uno de los principales.

En la polémica también terció el titular de la dirección provincial de Diversidad Sexual, Adrián Urrutia, quien defendió el dictado de esas clases en los establecimientos educativos.

El Congreso Nacional aprobó, en octubre de 2006, el "Programa Nacional de Educación Sexual Integral”, en la que, entre sus considerandos, se destacó que "todos los educandos tienen derecho a recibir educación sexual integral en los establecimientos educativos públicos, de gestión estatal y privados de las jurisdicciones nacional, provincial o municipal”. Y se aclaró que "a los efectos de esta ley, entiéndase como educación sexual integral a la que articula aspectos biológicos, psicológicos, sociales, afectivos y éticos”.

Comentarios