Historias verdes

Varvarco, una comunidad guardiana de la quinoa 

La historia de la quinoa en el norte neuquino arrancó en 2012 en Zapala y hoy se come a puñados, como para darse un gustito.
jueves, 5 de agosto de 2021 · 14:08

En la Argentina la mayoría de las plantaciones de quinoa se concentran en Salta y Jujuy. Sin embargo, en Varvarco (norte neuquino), un puñado de comunidades mapuches y criollas mantienen este cultivo ancestral a fuerza de ferias de intercambio, producción local y revalorización del terruño.

Cuentan los que saben (y registran los movimientos de los saberes ancestrales) que allá por 2012, la feria de intercambio semillas de Zapala fue el puntapié inicial para que semillas de quinoa patagónica comenzaran a rodar por la tierra del norte neuquino. 

A partir de un trabajo tan minucioso como cada pequeño grano, los productores familiarizados con el cultivo de quinoa multiplicaron las variedades comerciales y materiales locales. Del mismo modo, las semillas obtenidas se compartieron a otros agricultores y los materiales circularon por la zona, llegaron a las ferias de intercambio de semillas y comenzaron a cultivarse en distintos puntos de la provincia.

 

 

Así funcionan las maravillosas ferias de semillas, esos espacios de intercambio de materiales y de saberes tan importante en parajes alejados y muchas veces aislados. “Las ferias son un espacio social y cultural en donde se realiza el intercambio de materiales y conocimientos”, explicó Miryam Barrionuevo, técnica del IPAF Patagonia del INTA.  

A partir del trabajo de ese organismo con los productores de Varvarco se mostró que las semillas de quinoa fueron obtenidas por intercambios comerciales o trueques de productos locales. “La introducción de esas semillas contribuyó a la seguridad alimentaria de las familias productoras en los periodos de escasez y la alimentación en base a ese cultivo es parte de la herencia cultural que logró asentarse en el territorio”, dijo Barrionuevo.

 

 

 

Y así llegamos a nuestros días cuando el cultivo de quinoa en la Patagonia se limita a la producción familiar para autoconsumo y, en muchos casos, se siembra exclusivamente para conservar semillas. 

De acuerdo con los productores de Varvarco, la quinoa es un alimento muy bueno, rico y completo que en el pasado era parte de la dieta diaria de la población y hoy es consumido en menor cantidad como para “darse un gusto”.


 

Mantenete informado todo el día. Escuchá AM550 La Primera aquí

Seguinos por la tele, en CN247 aquí

0%
Satisfacción
0%
Esperanza
0%
Bronca
0%
Tristeza
0%
Incertidumbre
0%
Indiferencia

Comentarios