ALEGATO DE CIERRE

Juicio por Agustina: la defensa dijo que no fue un femicidio

El abogado Coto sostuvo que no hay indicios de ataque sexual y que los testigos no vieron ni escucharon nada. Los 12 jurados populares se retiraron de la sala de audiencias y deberán deliberar lo acontecido.
viernes, 6 de agosto de 2021 · 18:21

Antes de pasar a deliberar, los jurados populares, que resolverán si Exequiel Rebolledo es culpable o no culpable del delito de femicidio del que se lo acusa, los abogados defensores Juan Manuel Coto y María Guadalupe Inaudi les remarcaron en su alegato de cierre cada uno de los puntos en que a su juicio quedaron dudas de la teoría planteada por la querella y la fiscalía. Ahora sólo resta que las 12 personas decidan cuál es el fallo, con una serie de recomendaciones brindadas por las partes.

En un primer momento habló Coto, a lo largo de 50 minutos hizo referencias a las dudas que dejaron las pruebas. Como la escenografía, y el comportamiento de Rebolledo mientras estuvo con Agustina Atencio en el río aquel 29 de febrero o después, cuando se fue sólo del lugar. También que los "5 ó 6 testigos no escucharon, no vieron y no percibieron nada".

El abogado apeló a la responsabilidad del jurado y que deberán decidir sobre el futuro de la vida de Rebolledo. "Si lo declaran no culpable como pretendemos, hay una persona que está presa hace más de un año sin ningún tipo de prueba", y "si lo condenan también será un día muy triste porque una persona estará toda su vida presa por no haber hecho nada". En tanto que acusó a la querella de apunta a la conmoción, cuando él mismo también lo estaba haciendo.

"El primer problema que tiene esta investigación son las cosas que no están probadas. El abogado habla de un celular de Agustina que nunca se encontró, entonces cómo saben que lo tenía Rebolledo", se preguntó Coto. Y aseguró que "queremos explicarles por qué no hubo femicidio. Porque nadie agredió a Agustina antes que perdiera la vida, todos saben que cayó viva".

Luego hizo un repaso de los momentos en que los testigos relataron actitudes violentas del acusado, pero si "Exequiel tiraba tiros al aire en Catriel, no trajeron ni una sola denuncia. Tenía un arma y la uso  el día anterior, por qué no la uso para abusar a Agustina y se garantizaba el éxito", lanzó el interrogatorio.

El abogado hizo referencia a que el acusado invitó a más personas para ir al río y se volvió a preguntar "por qué si su intención es estar con una persona vulnerable y hacerla más vulnerable dándole de beber, por qué invitó a más personas. Y si es así, por qué se mostró y hasta pasó por la casa del novio de la chica. Gran parte del momento en que están en el río, hay gente a su alrededor. A ustedes les parece que un femicida va a volver al lugar para que lo vean. Les quieren hacer ver que es un violento. Qué hizo Rebolledo después, volvió por calles céntricas, comió con su familia y se bañó".

"Esas conductas nos dicen que no es femicida. Se quedó en Catriel, hizo vida normal. vive a unas cuadras de la comisaría, y lo encontraron cuando lo buscaron", sentenció Coto y luego acotó que no le contó a nadie que estuvo con Agustina porque fue un encuentro a escondidas. "Mantuvo la clandestinidad en el río porque era un encuentro clandestino era el acuerdo entre ellos, nunca se escondió. Fue a la comisaría y se entrevistó con un fiscal y le dijo lo mismo que escucharon ustedes -en referencia al jurado- que cuando se fue del río ella estaba viva. Entregó elementos como el teléfono sin que se lo hayan  secuestrado", en alusión a la voluntad de colaborar con la investigación.

Más tarde apuntó a la teoría del femicidio por un intento de abuso sexual "la ropa de Agustina estaba sana y si hubo una agresión sexual ¿dónde están los rastros?", y remarcó que "el botón estaba abrochado y el cierre subido, eso no tiene discusión, porque se encontró así. Cómo Agustina lo pudo persuadir de que no la agreda sexualmente, ¿les parece que esa ropa no tendría alguna marca?".

Para Coto "no hay un solo elemento de interés que permita asegurar que hubo una agresión y un golpe que termina con Agustina cayéndose al agua". Y si hubo una agresión sexual "dónde están las lesiones en las manos, en la vagina o en el ano. Si ella se resiste, tendría que tener algún rastro Rebolledo. No le encuentran ni una sola marca. Según la acusación la golpeó con la mano, pero esas manos no tenían marca. No hay ADN de Exequiel en el cuerpo de Agustina" y se posicionó en contra de la querella "dicen que se lava con el agua. Pero el agua no lavó el ADN de Agustina que estaba debajo de las uñas de ella. Las evidencias médicas muestran que no hubo agresión de nadie", enfatizó.

Los 12 jurados populares se retiraron de la sala de audiencias y deberán deliberar lo acontecido en el juicio con una serie de recomendaciones que le brindó el juez Marcelo Gómez y que fueron confeccionadas por las partes. Cuanto tengan un fallo, se reunirán nuevamente con el juez y se lo harán saber.

 

Mantenete informado todo el día. Escuchá AM550 La Primera aquí

Seguinos por la tele, en CN247 aquí

Comentarios