CONCEJO DELIBERANTE

Tratan el proyecto para instalar desfribiladores autómaticos en espacios amplios

Pablo Bongiovani, comentó en AM550 que “ hoy al mediodía se tratará en el Concejo Deliberante el proyecto para de ordenanza sobre la instalación de desfibriladores automáticos en salas con más de 500 personas
lunes, 11 de agosto de 2014 · 07:54
Neuquén.- El concejal del MPN, Pablo Bongiovani, comentó en AM550 que " hoy al mediodía se tratará en el Concejo Deliberante el proyecto  para de ordenanza  sobre la instalación de desfibriladores externos automáticos en salas con más de 500 personas, como es el caso de la ETON, Cine Teatro Español, Casino y cuanto lugar concurran más de esa cantidad de personas.
Bongiovani acotó que "en nuestro país mueren 100 mil personas por año por esta causa. Es por ello que convocamos para las 12 a la titular del SIEN, Luciana Ortiz Luna. La idea es que también los encargados de estos lugares  tengan conocimientos en RCP”.


Desfibrilador externo automático
El desfibrilador externo semiautomático (DESA) es un aparato electrónico portátil (producto sanitario) que diagnostica y trata la parada cardiorrespiratoria cuando es debida a la fibrilación ventricular (en que el corazón tiene actividad eléctrica pero sin efectividad mecánica) o a una taquicardia ventricular sin pulso (en que hay actividad eléctrica y en este caso el bombeo sanguíneo es ineficaz), restableciendo un ritmo cardíaco efectivo eléctrica y mecánicamente. La desfibrilación consiste en emitir un impulso de corriente continua al corazón, despolarizando simultáneamente todas las células miocárdicas, pudiendo retomar su ritmo eléctrico normal u otro eficaz. La fibrilación ventricular es la causa más frecuente de muerte súbita.
El DESA es muy eficaz para la mayor parte de los llamados paros cardíacos, que en su mayor parte son debidos a que el corazón fibrila y su ritmo no es el adecuado, estos equipos básicamente devuelven el ritmo adecuado al corazón, pero es totalmente ineficaz en la parada cardíaca con asistolia pues el corazón, en este caso, además de no bombear la sangre, no tiene actividad eléctrica; y en la Actividad eléctrica sin pulso (AESP) antes denominada disociación electromecánica, donde hay actividad eléctrica, que puede ser incluso normal, pero sin eficacia mecánica. En estos dos últimos casos únicamente se debe realizar compresión torácica mientras se establecen otras medidas avanzadas.


Comentarios