Nido de la Tierra

¿Quién podrá salvar al Árbol Bandera del fin del mundo?

Ayer se realizó un nuevo abrazo simbólico al Árbol Bandera patagónico más famoso del mundo. Ambientalistas y vecinos de Tierra del Fuego afirman que su existencia corre peligro debido a la gran obra provincial “El Corredor del Beagle”. Aseguran además que vándalos intentaron prenderlo fuego. Los autoconvocados organizan caminatas al bosque nativo fueguino para protegerlo de la devastación forestal, buscando visibilizar el impacto ambiental de la controvertida obra.
lunes, 30 de septiembre de 2019 · 08:12
Por Mime Mascaró 

 

El “Árbol bandera” es una especie de guindo o coihue de Magallanes que a causa de los fuertes vientos crece prácticamente recostado sobre el suelo, lo que lo ha dotado de una hermosa forma horizontal y particular, que lo convirtió en uno de los elementos icónicos de la isla fueguina. Por las condiciones geográficas y climatológicas es muy notable verlos en toda la costa del canal Beagle. Y a pesar de haber sabido protegerse a través del tiempo y las inclemencias, el hombre pareciera haberlo sentenciado a muerte.

 

El Árbol Bandera hecho caja de luz. Una de sus tantas sublimaciones.

 

Monstruo grande y pisa fuerte

“La obra del Corredor Beagle consta de una ruta de 132 kms. que recorrerá parte de la costa del Canal Beagle, desde Ushuaia hasta Cabo San Pío. Ya hace un tiempo varias ONGs locales, entre ellas A.Pro.Tur., nos manifestamos en contra de la obra por el gran impacto que se está provocando al sector costero del Canal. La construcción parece no tener ningún cuidado y respeto por el patrimonio natural y cultural que rodea la ruta, como por ejemplo: los bosques de Guindos, senderos donde habitan especies autóctonas, animales que viven en la intermareal y la cantidad de yacimientos arqueológicos pertenecientes a pueblos originarios” afirma la Asociación de Profesionales en Turismo de Tierra del Fuego (A. Pro.Tur.) en relación al mega proyecto.

 

Abrazo al bosque nativo. 

 

Desmalezar. Desforestar. Desmantelar.

 

“En la construcción, justo a la altura del árbol bandera de la estancia Harberton, ensancharon por demás. Algo innecesario porque por ahí ya pasa la ruta J (la que llega a Ea. Moat pasando por Harberton). Hace unos días un vecino a encontró una parte del árbol quemada como si hubiesen hecho un fogón. No sabemos si son vecinos o gente de la obra. Pero reafirma que no estamos preparados como ciudadanos en abrir una ruta por donde el paisaje es casi virgen y prístino porque año a año sufrimos incendios de fogones mal apagados y en lugares no autorizados. Basura, asentamientos irregulares... Y en este caso también emprendimientos por parte de gente del poder”, nos relata Ana Prado, miembro de (A.ProTur).

 

Un pueblo y su bosque.

 

Los Escarpados

Por su parte los vecinos ya llevan organizados varios abrazos simbólicos al bosque nativo de Tierra del Fuego. En el último se leyó la “Declaración de Escarpados”. Una carta abierta dirigida al Gobierno de la Provincia de Tierra del Fuego en la cual se solicita se detengan las obras. Los presentes acompañaron con su firma dando el aval al petitorio.

 

"Este sendero va a desaparecer".

 

Durante el recorrido, arqueólogos e investigadores del CADIC brindaron una charla abierta en cercanías de la Ea. Túnel, donde se hizo un recorrido histórico referente a las primeras investigaciones en el sector y los avances a lo largo de la historia de los yacimientos. En esa oportunidad, los investigadores remarcaron los polémicos y dudosos estudios de impacto Arqueológico, y la postura de funcionarios del Gobierno provincial de ampararse en que “no son necesarias las investigaciones” argumentando que “la información ya está recolectada en investigaciones anteriores, y siempre es la misma”, postura que los arqueólogos calificaron de “falaz” ya que cada trabajo, excavación o investigación, abre las puertas a “nuevos descubrimientos” del pasado nativo y eso es “patrimonio de todos, por lo que todos gozamos del derecho de exigir su protección". Enfatizaron en que se trata de recursos no renovables y que los daños que se generen sobre el patrimonio es irrecuperable. También se abordaron temáticas ambientales a cargo de organizaciones tales como Manekenk, Beagle Secretos del Mar, Soy Parte del Bosque Fueguino y de biólogos involucrados en las mismas, resaltando los aspectos naturales.

 


Ayer, último abrazo al árbol bandera.

 

Juguemos en el bosque, mientras el bosque está.

 

 

 

 

 

0%
Satisfacción
0%
Esperanza
0%
Bronca
0%
Tristeza
0%
Incertidumbre
0%
Indiferencia

Comentarios

Cargando más noticias
Cargar mas noticias