Nido de la Tierra

Juan Aubert, los Baños de Bosque y las células natural killers

La poderosa terapia del bosque japonesa capaz de multiplicar la producción de las células natural killer en el ser humano ( glóbulo blanco que contribuye a la lucha contra el cáncer), llega a la Patagonia de la mano de Juan Aubert, el primer y único guía de Baños de Bosque certificado de la Argentina.
lunes, 13 de enero de 2020 · 00:14

La práctica del Shinrin-yoku -o Terapia del Bosque- es una técnica iniciada por la Agencia Forestal de Japón en 1982. Nace como una iniciativa para resignificar los bosques -que ocupan más de la mitad de la superficie del país- y como terapia alternativa para el tratamiento de una creciente población expuesta a intensos niveles  de estrés. La práctica inspirada en las tradiciones sintoístas y budistas que promueven la comunicación con la naturaleza a través de los cinco sentidos, y fusionada con los resultados de estudios tanto científicos y neurobiológicos, como antropológicos y filosóficos; rápidamente se esparció por el mundo y llegó así de la mano de Juan Aubert -el único guía certificado de la Argentina-, hasta la Patagonia.

De la mano de Aubert, Villa La Angostura es pionera en el país en Baños de Bosque.

 

The host

El anfitrión turístico Juan Aubert es el primer guía certificado en Baños de Bosque del país. Actualmente ofrece la terapia desde su emprendimiento y programa ”Anfitriones” en Villa La Angostura. 

Nos cuenta Juan que una tarde sentado en un parque inmenso de hermosa vista, en un bosquecito de Arrayanes y Coihues con una pequeña salida al lago fue en él, el origen de todo. “Hay algo más que simplemente ver esta maravilla”, habrá pensado. Después de eso, el resto es historia. Desde ese día comenzó su investigación: “Así descubro la experiencia de Japón a través del Shinrin Yoku. Averigué hasta que me conecté con el FTI, (Instituto de Terapias de Bosque Europeo) y me inscribí para realizar el curso de Guía de Baños de Bosque, actividad que pude concretar en Urkiola, país Vasco. España.” nos cuenta, y sigue: “la terapia se construye sobre un modelo conceptual llamado 5x5. Es el modelo especifico, particular y exclusivo del FTI, en el que el guía debe inspirarse para realizar las invitaciones que se hacen durante el paseo. Son las etapas de separación, conexión e integración en las que se crean los disparadores que el guía sugiere. Le llamamos ´invitaciones´ a las diferentes actividades que se sugieren para lograr los objetivos del paseo. Son travesías inmersas en la naturaleza acompañadas por una serie de ´sugerencias guiadas´ que te animarán a despertar”.

Juan Aubert, genio, gurú y guía.

Los B.B. además de pre-establecer un mapeo emocional, trazan una ruta física sobre cada bosque, basada en las particularidades de cada escenario y de cada grupo de personas: “Siempre hay que reconocer el lugar, establecer los niveles de dificultad que se pueden presentar y confeccionar el mapa de sitio para diseñar la guía de las invitaciones que se irán presentando durante el desarrollo. Contar con la ficha de salud de los participantes para establecer niveles de riesgo y conocer previamente a los mismos. En mi caso, estoy media hora antes de la actividad para dar un último recorrido del lugar y conectar con las invitaciones.” 

Cada Baño de Bosque es único e irrepetible, como únicas e irrepetibles son las personas y los lugares

Células natural killer 

Como les contábamos, la terapia dista mucho de ser un simple paseo en el bosque. La metodología de cada Baño Bosque encuentra su sustento en rigurosos estudios científicos y tratados filosóficos. 

 

Cada Baño de Bosque involucra los 5 sentidos. Es por eso que en cada travesía, se sirve una deliciosa taza de buen té.

Desde hace 15 años el Gobierno nipón ha invertido varios millones de euros en investigación científica sobre los efectos terapéuticos de los bosques. El grupo investigación dirigido por el antropólogo y fisiólogo Yoshifumi Miyazaki ha aportado grandes descubrimientos en el estudio de las bases fisiológicas y psicológicas de los efectos beneficiosos del bosque. Por su parte desde la Escuela de Medicina de Tokio,el inmunólogo Qing Li, ha demostrado el efecto beneficioso del paseo del bosque, aumentando los linfocitos NK y las proteínas anti-cáncer. El investigador demuestra que el Baño de Bosque aumenta significativamente la concentración de células NK (del inglés natural killer) en sangre, glóbulo blanco que contribuye a la lucha contra las infecciones y  el cáncer. Según Li, los compuestos volátiles emitidos por los árboles son los principales responsables de este efecto beneficioso sobre el sistema inmunitario.

 

Que el árbol no tape el bosque

“Cada baño de bosque me provoca una sensibilidad cada vez más profunda de respeto por el otro, que implica no sólo respetarnos, sino respetar nuestro entorno y saber que nada nos pertenece de él, sino que somos parte, un elemento más dentro de la cadena de la naturaleza, sin ella no existiríamos y si la destruimos como hasta el momento, también nos autodestruimos. Aprendí a observar en lugar de mirar y a percibir la increíble armonía de nuestro entorno natural que nos da paz y contribuye a nuestro bienestar y salud, si lo sabemos utilizar.” nos narra Juan y entendemos claramente que algunas purificaciones no se consiguen sólo con  agua.

De todas partes del mundo, llegan a ser bañados por los bosques de Villa la Angostura.

Juan Aubert actualmente continúa brindando sus Baños de Bosques y sus talleres sobre los mismos, y trabaja en su nuevo proyecto:Baños de Bosques a la luz de la luna llena. 
(mail de contacto: info@anfitriones.com.ar)


 

Comentarios