EL TÁBANO

Que un par de votos no es nada

Muy entretenidos estaban los protagonistas de la charla haciendo los números para sancionar una declaración de la necesidad de la reforma: -Te aseguro que no necesitamos ninguno de los dos votos, ninguno, para nada. Dijo la figura más importante. - No estes tan segura, por algo anunciaron su alejamiento. -Mira te lo voy a decir con todas las letras: Tenemos los votos suficientes y no necesitamos ni el voto de Tom ni el de Daniel para lograr la mayoría que pide la Constitución.
viernes, 21 de febrero de 2014 · 17:34

Se viene el inicio del periodo de sesiones ordinarias y justo andaba yo por las obras nuevas de la ciudad judicial y vi que se venía una nube oscura y furibunda -al menos era mi apreciación- en dirección hacia adonde yo volaba placidamente. "Se me viene el fin del mundo" pensé en un momento sabiendo que detras de esos nubarrones venían toneladas de hielo.

Presuroso corrí hacia la Casa de las Leyes neuquina buscando el amparo. No hice más que lo que hacen otros muchos, pero ellos son legisladores y yo un tábano. Pequeña diferencia.

Lo cierto es que mientras estaba intentando encontrar una pequeña endija para filtrarme escuche muchas conversaciones, ninguna más sabrosa que aquella que tiene como protagonista a una importante figura femenina del anfiteatro de las leyes. Me pareció que hasta me habían visto y que por ello lo decían a propósito.

Muy entretenidos estaban los protagonistas de la charla haciendo los números para sancionar una declaración de la necesidad de la reforma:

-Te aseguro que no necesitamos ninguno de los dos votos, ninguno, para nada. Dijo la figura más importante.

- No estes tan segura, por algo anunciaron su alejamiento.

-Mira te lo voy a decir con todas las letras: Tenemos los votos suficientes y no necesitamos ni el voto de Tom ni el de Daniel para lograr la mayoría que pide la Constitución.

Ahh buenooo...! Pensé rápidamente en volar hasta la redacción para compartirlo con los muchachos y saazzz...! me agarró la tormenta pero así y todo no menguó mi perplejidad

Comentarios

Otras Noticias