A ORILLAS DEL LAGO GUTIÉRREZ

Sigue el saqueo a la hostería de Cristobal López

La propiedad se encuentra abandonada hace años y el lunes encontraron personas robando algunos elementos.
miércoles, 2 de diciembre de 2020 · 17:38

Primero fue el cierre por remodelación y más tarde la caída en desgracia del empresario Cristobal López, que condenó al abandono a una tradicional hostería que se encuentra camino al cerro Catedral. El Retorno, a orillas del lago Gutíerrez está en ruinas después de los constantes saqueos y el lunes sufrió un nuevo robo.

La seguridad en el lugar es casi nula luego del despido de los empleados y la paralización absoluta de la construcción de un hotel de 3 mil metros cuadrados. Por eso los constantes robos que dejaron al coqueto edificio principal en ruinas. De todas maneras aún quedan algunos elementos de interés para los amigos de lo ajeno.

En una recorrida por Villa Los Coihues, policías alcanzaron a ver dentro del predio una camioneta estacionada de culata y dos hombres que intentaban cargar distintos elementos. Inmediatamente los uniformados ingresaron al predio y pudieron detenerlos. Según lo que se pudo determinar, los ladrones de 34 y 46 años y viven en el barrio Virgen Misionera, desde donde fueron hasta la hostería para llevarse partes de la estructura.

En la camioneta ya estaba cargado el marco de madera de una ventana y había otros elementos preparados y desmontados de las paredes para llevarse. Ambos hombres quedaron detenidos y en los próximos días les formularán cargos.

Los robos en la hostería comenzaron en 2018, pocos meses después del despido de los empleados y la paralización de la obra del hotel de 3 mil metros cuadrados. Y coincidió con la detención del empresario quien estuvo preso por evasión de 8 mil millones de pesos a la AFIP.

Este año, durante estricta cuarentena, la policía encontró a un hombre cortando un añoso árbol del predio de El Retorno y cargando los troncos en una modera Toyota Hilux.

Distintos procesos judiciales que enfrenta la sociedad adquirida en 2013 por el Grupo Indalo -propiedad de López y Fabián De Souza- con ex empleados y hasta con la Agencia de Recaudación Tributaria de Río Negro impiden que la propiedad sea vendida, Sin embargo la desvalorización es un hecho ya que poco queda de esa casona lujosa con vistas al lago Gutiérrez. 

El grupo empresario tiene más capitales en Río Negro. Si bien nunca logró ingresar al negocio petrolero con Oil Combustibles, es dueño de ALPAT en San Antonio, la única empresa productora de carbonato de sodio de Sudamérica, y distintos campos en la zona de Valle Medio, que fueron intervenidos por la Justicia cuando fue detenido.

Comentarios

Otras Noticias