¡Qué tiempo loco!: vuelve el frío, habrá viento y nevará

El meteorólogo Enzo Campetella te lo cuenta en un video.
jueves, 30 de octubre de 2014 · 10:43
Varias condiciones tienen que darse para que una masa de aire de origen antártico logre llegar al norte de la Patagonia a pocos días de iniciar el mes de noviembre. Por un lado, la ubicación de los sistemas de presión debe permitir que el aire frío se inyecte desde la Antártida en trayectoria casi recta. Y esa condición tiene que persistir en el tiempo para que esta masa de aire no solo cubra el norte patagónico, sino que avance hacia la provincia de Buenos Aires.
En este proceso se encuentra la región de la Patagonia norte. Ayer por la mañana la llegada de la nieve a la zona cordillerana daba cuenta de que el primer pulso de aire frío comenzaba a dominar la situación. A medida que esa masa de aire fue avanzando por la zona el viento aumentó considerablemente.
Fue así que las ráfagas máximas en algunos sectores resultaron muy intensas. De acuerdo a los datos relevados, la zona del Alto Valle de río negro tuvo ráfagas entre 70 y 80 km/h; en la línea sur 80 km/h, en la ciudad de Bariloche 72 km/h, y la costa atlántica entre 80 y 85 km/h.
Durante al jueves 30 el viento se mantendrá con intensidad en toda la región ya que un segundo pulso de aire frío estará avanzando desde el sudoeste. Por ello se renueva la probabilidad de nevadas hacia la cordillera y en algunos puntos más altos de la línea sur.
Las temperaturas volverán a recuperarse recién entre martes y miércoles de la próxima semana. Previo a ello es probable que en la mañana del viernes 31 se registren valores en el entorno de 0° C. Hacia el fin de semana, la rotación de viento al sector este podría aportar humedad desde el océano Atlántico, dando lugar a inestabilidad con algunas lluvias y lloviznas en la región, y eventualmente chaparrones de nieve hacia la cordillera.
Esta vuelta al invierno luego de jornadas cálidas, en especial en la zona de los valles y el este rionegrino, forma parte de una situación totalmente normal y estadísticamente esperable en la región.
Un dato curioso de este 2014 es que se registraron más irrupciones de aire frío de importancia entre setiembre y octubre que las registradas en julio y agosto. Una situación como la que estamos experimentando en estos días, pero si hubiera ocurrido en pleno invierno, estaría dejando como resultado nevadas mucho más relevantes en la zona.

 

 

 

tiempopatagonico

Comentarios