MÉDICO HABLÓ POR AM 550

La infancia que más duele

El pediatra Ezio Tracanna estuvo en misión humanitaria en Haití y volverá en abril. Un relato crudo de la niñez más azotada por la pobreza.
domingo, 01 de diciembre de 2019 · 11:17

Ninguna escena dolorosa de la niñez en nuestro país se asemeja a lo que vivió Ezio Tracanna en Haití. Así lo asegura en diálogo por AM 550 y 24/7 Noticias cuando relata lo que fue la misión que llevó a cabo en Puerto Príncipe y en una zona selvática del país más pobre que tiene nuestro continente americano. Él, junto a las pediatras Cinthia Urtasun, Andrea Saglimbleni y Anelén Benítez, forma parte de la Ong. APNI (Asociación Por Nuestra Infancia) y desarrolla sus actividades en el Hospital Provincial de Esquel, en la provincia del Chubut.

La experiencia aún lo emociona cuando relata la extrema pobreza que vive la mitad de la población y estos meses atendiendo nuevamente en las comunidades chubutenses le asentó el pensamiento de que “es un dolor hecho carne y hecho acción, para tratar de transformar”.

“Fuimos a Haití con un plan y el contacto y cariño de los niños de allá nos modificó, no sólo la planificación sino especialmente nuestros corazones”, sostiene. Además de ello, al grupo de profesionales les impactó que la inmensa población infantil de ese país tiene enfermedades que son “simples o banales, producto de la falta de alimentación o de higiene, que en el mundo han sido superadas”.

En ese país americano “que tiene el tamaño de la provincia de Tucumán y viven once millones de personas, más de la mitad de toda la población está subnutrida, con carencias enormes, sin sistema educativo o de salud, sin presencia del estado”. También es impactante lo que sucede cuando llegan personas de piel blanca en una población mayoritariamente morena: especialmente en los orfanatos, la llegada de esta misión generó una enorme expectativa en niños y niñas, ya que se asemejó a la llegada de futuros padres adoptantes, algo que es muy común en Haití y significa para esa población infantil “salir de esa vida de pobreza y limitaciones múltiples”.

“Al ingresar a los orfanatos o escuelas, la mirada de los niños  y el afecto tiene que ver con esa expectativa, te empiezan a decir mama o papá”, indicó Tracanna.

Si la situación económica y social de Haití lo permite, en el próximo mes de abril el mismo equipo partirá de la Patagonia a Haití para llevar a cabo la misma misión humanitaria "y además estamos pensando en ampliar las especialidades médica para cubrir otras patologías que a nosotros como pediatras se nos pueden escapar", sostuvo.

 

Comentarios

Cargando más noticias
Cargar mas noticias