Precio petróleo

Hay mucho petróleo, pero cada vez será más caro

El Golfo San Jorge continuará liderando la provisión petrolera a escala nacional, siempre y cuando la exploración no se detenga. Para Marcelo Hirschfeldt, titular de OilProduction, será clave dotar la actividad en la cuenca de una mayor planificación estratégica, a sabiendas de que los costos de extracción seguirán en alza.
viernes, 21 de noviembre de 2014 · 11:43
Corazón geográfico de la producción de petróleo en la Argentina, la cuenca del Golfo San Jorge aún tiene mucho potencial hidrocarburífero por explotar, tanto a nivel convencional como no convencional. Así lo cree Marcelo Hirschfeldt, socio gerente de la consultora especializada OilProduction Oil & Gas. "Pero para aprovechar todas las oportunidades que la región ofrece, habrá que darle continuidad a la actividad exploratoria”, señaló.
En el campo convencional, apuntó, uno de los principales retos técnicos a sortear estriba en restringir la producción de agua sin perder producción de petróleo, optimizando así los costos. "La implementación de técnicas de recuperación mejorada (EOR, por sus siglas en inglés) es el próximo paso en muchos yacimientos”, puntualizó.
En el plano no convencional, acotó, habrá que destinar mucho tiempo y recursos económicos a evaluar la viabilidad económica y la magnitud de los recursos y las reservas existentes. "Es saludable pensar en los hidrocarburos no convencionales, pero sin dejar de prestar muchísima atención a los convencionales”, señaló el experto, quien disertó en las últimas Jornadas de Producción organizadas por la Seccional Sur del Instituto Argentino del Petróleo y Gas Privado (IAPG).
Lo central, remarcó, será que se instrumente un plan estratégico de desarrollo en toda la cuenca. "Se requerirá, más que nunca, eficiencia, eficacia, profesionalismo y gente que tome decisiones para optimizar la producción, los costos y los recursos. Asimismo, será vital fortalecer el vínculo entre las empresas y las universidades. Tenemos mucho petróleo por extraer aún, pero cada vez saldrá más caro producirlo”, subrayó.
En cuanto al ambiente más propicio para poner en valor esas riquezas, ponderó la necesidad nacional de contar con una política hidrocarburífera clara, junto con estabilidad económica y certidumbre normativa. "Desde un punto de vista local, en tanto, precisamos una mayor conciencia acerca de la madurez de la cuenca, la extinción de los conflictos gremiales y la generalización del desarrollo sustentable y sostenible. Estoy convencido de que disponemos de profesionales altamente calificados para afrontar estos y nuevos desafíos”, aseveró.

Caída libre

Según Hirschfeldt, la producción petrolera argentina exhibe una participación mínima en el mercado mundial. "Sobre la base de los últimos datos del ‘BP Statistical Review’, el país apenas explica un 0,61% de la extracción de crudo a lo largo y ancho del planeta. En términos regionales, se trata de un 7% del crudo sudamericano”, precisó.
Con respecto a las existencias, la Argentina cuenta con un 0,13% de las reservas probadas globales. "Estamos hablando de alrededor de un 1% del total en Sudamérica”, añadió.
En el sector gasífero, el país participa con un 20% y un 4,1% de la producción y las reservas en Latinoamérica, respectivamente. "Poseemos cerca de un 0,2% del gas que existe en todo el mundo”, detalló.
Casi la mitad del petróleo que se produce en el territorio nacional procede del Golfo San Jorge. "Según la Secretaría de Energía, la región representa un 49% del volumen total, lo que la ubica por encima de la cuenca Neuquina (que explica un 40%), la Cuyana (6%), la Austral (4%) y el NOA (1%), en ese orden”, enumeró. En el desglose provincia por provincia, el ranking productivo lo lideran Chubut (con un 29%) y Santa Cruz (21%), mientras que completa el podio Neuquén (20%).
El panorama es diferente en el caso del gas natural, ya que la cuenca Neuquina acapara un 56% de la producción nacional. "El Golfo San Jorge sólo aporta un 13% (por debajo de la cuenca Austral, con un 25%)”, apuntó.
Por otro lado, la región posee un 67% de las reservas probadas petroleras y un 15% de las gasíferas. "Chubut registra una relación entre reservas y producción de crudo de 19 años, en tanto que en Santa Cruz es de 12 años”, sostiene.
A su criterio, el primer período exploratorio de las 130 áreas licitadas por las provincias hidrocarburíferas argentinas desde 2005 hasta la fecha concluyó sin grandes descubrimientos, salvo algunas excepciones (como Río Negro y La Pampa). "La mayoría de los distritos recibió menos inversiones de las que estaban comprometidas, lo que redundó en una fuerte caída de los inventarios. En 130 áreas licitadas desde 2006, sólo se obtuvieron siete descubrimientos petroleros”, remarcó.

Alta madurez

De elevado grado de madurez, la cuenca del Golfo San Jorge cuenta actualmente con 13.533 pozos productores activos. En ella se realizaron 39.300 pozos desde el descubrimiento de crudo en Comodoro Rivadavia, en diciembre de 1907, hasta hoy.
De acuerdo con Hirschfeldt, dos empresas dominan la producción petrolera: YPF (con un 38% del total) y PAE (37%). Luego se posicionan Sinopec (11%), Tecpetrol (6%), Capsa (4%) y Enap-Sipetrol (2%), entre otras. "En el caso del gas, un 57% de la explotación está en manos de PAE. Le siguen YPF (24%), Sinopec (15%) y Tecpetrol (3%), entre otras”, detalló.
Un 60% de la obtención de crudo en la región está bajo el control de Chubut, mientras que el 40% restante procede de Santa Cruz. "Hay 89 concesiones, de las cuales 59 tienen producción declarada. YPF es la empresa que más áreas maneja, con 23. Luego se colocan Sinopec (16), PAE (ocho), Capsa (seis), Tecpetrol (seis), Epsur (cuatro), Oil M&S (cuatro), etc. Vale destacar que los niveles de productividad varían mucho de pozo a pozo y de concesión a concesión”, expresó.

Fuente: Revista Petroquímica

Comentarios