TERMINÓ EL JUICIO POR HOMICIDIO CULPOSO

Culpable: manejaba ebrio, chocó y murió su amigo

Enzo Riffo era el conductor de la camioneta y Juan Parada, quien falleció. Ocurrió en julio del año pasado en Sapere.
sábado, 29 de junio de 2019 · 13:09

Un tribunal declaró culpable al conductor de una camioneta que chocó y volcó en el barrio Sapere en julio del año pasado, y por el que murió su amigo que lo acompañaba. Enzo Nicolás Riffo manejaba bajo los efectos de un alto grado de alcoholemia y la víctima, Juan Lautaro Parada iba sin cinturón de seguridad abrochado. En los próximos días se dará a conocer la determinación de la pena.

El hecho fue juzgado en el transcurso de esta semana y al momento de solicitar la responsabilidad, la fiscal Sandra Ruixo expresó que “luego de la producción de la prueba quedó demostrado que las circunstancias de modo tiempo y lugar fueron debidamente acreditadas, como así también la responsabilidad del imputado en los hechos”.

El delito por el cual el tribunal encontró responsable por unanimidad a Riffo es homicidio culposo por la conducción imprudente, negligente o antirreglamentaria de un vehículo con motor, agravado por estar con un nivel alcoholemia superior a un gramo por litro de sangre al momento de producirse el hecho en carácter de autor. El tribunal no hizo lugar a la acusación en lo referido a que el imputado estaba bajo los efectos de cocaína y marihuana que había planteado la fiscal.

Durante el alegato de apertura al juicio, la fiscal del caso había manifestado que “el imputado no tomó las previsiones de un buen conductor”.

 La teoría fue que el 22 de julio de 2018 cerca de las 7.40, Enzo Riffo perdió el control de la camioneta Chevrolet que manejaba e impactó contra un árbol. Producto del siniestro Juan Lautaro Parada, que iba como acompañante y sin cinturón de seguridad, salió despedido por la ventanilla derecha del vehículo y murió en el lugar producto de las lesiones recibidas. Luego del choque, el imputado debió ser internado y se le realizaron estudios que arrojaron que, al momento de conducir, lo hacía con alcohol en sangre y estupefacientes (cocaína y marihuana). En el vehículo también viajaba un tercer ocupante que iba sentado en el asiento trasero con el cinturón de seguridad colocado y resultó sin lesiones de consideración.

El juicio de debate sobre la responsabilidad del acusado, demandó tres jornadas en las cuales se produjo la prueba en base a la recepción de diversos testimonios entre los cuales estuvieron: un testigo presencial del hecho, vecinos del lugar del siniestro y efectivos policiales que intervinieron. En los próximos días la Oficina Judicial deberá fijar la fecha para la realización de una audiencia, en donde se determinará la pena.

4%
Satisfacción
8%
Esperanza
60%
Bronca
17%
Tristeza
8%
Incertidumbre
0%
Indiferencia

Comentarios

Cargando más noticias
Cargar mas noticias