Explotaban incluso a los niños

Desbarataron una red de pastores evangélicos estafadores

Una mega banda de pastores evangélicos estafadores fue desbaratada el fin de semana pasado. Hay al menos 26 personas detenidas.
miércoles, 20 de mayo de 2020 · 13:15

Una investigación a cargo de la División Trata de Personas, perteneciente a la Superintendencia de Investigaciones del Tráfico de Drogas Ilícitas y Crimen Organizado de la Policía de la provincia de Buenos Aires detuvo al menos a 26 personas acusadas de formar parte de una red de pastores evangélicos que obligaba a sus fieles a vender sus propiedades, vivir hacinados en un inquilinato para luego quedarse con el dinero de esas transacciones. Además convencían a las víctimas para que sus niños abandonaran la escuela.

El operativo que coronó una larga investigación tuvo lugar durante el fin de semana pasado luego de varios allanamientos realizados en diferentes localidades bonaerenses, principalmente en La Matanza. En este partido operaban los principales responsables de la organización y allí mismo los feligreses eran reducidos a la servidumbre en una empresa panificadora regenteada por una mujer identificada como la "Tía Eva". Además esta mujer junto a otra conocida como "La Jefa", obligaba a los hijos de sus víctimas a vender en la calle los productos que se elaboraban en la panificadora.

La mega causa fue caratulada como Asociación Ilícita en concurso real, con reducción a la servidumbre reiterada en doce oportunidades, trata de personas reiteradas en doce oportunidades y lavado de dinero, fue llevada adelante por la Fiscal Liliana Pecorelli, del Juzgado de Garantías N°1, bajo las órdenes de la Jueza Mary Castillo, del Departamento Judicial de La Matanza.

Según el sitio online www.el1digital.com.ar, la investigación comenzó en en mes de Diciembre pasado luego de una denuncia radicada por una joven de 24 años en la Ayudantía Fiscal de Delitos Conexos a la Trata de Personas. Según la denunciante, cuando aún era adolescente y vivía en la localidad de González Catán, su familia había sido "captada" por miembros de un templo evangélico conocido como “Filadelfia”, ubicado en San Justo. Y poco a poco los miembros de su familia fueron convencidos de desprenderse de todos sus bienes mediante transferencias y ventas en las que todo el dinero recaudado iba a parar a las manos de los referentes del culto.

Gracias a esa denuncia, los agentes policiales realizaron investigaciones encubiertas e intervinieron líneas telefónicas donde determinaron que los cabecillas de este grupo se quedaban con la totalidad de las ganancias de lo producido en la panificadora y que llevaban adelante una vida de lujos y ostentación, mientras el resto de los feligreses vivían en condiciones de indigencia. También se comprobó que el templo propiamente dicho es un edificio de cuatro pisos ubicado en la calle Centenera al 3700 de San Justo, donde vivían líderes y encargados y que en otro inmueble tipo inquilinato, ubicado a pocos metros del primero, residían los feligreses a quienes también forzaban a llevar a cabo tareas de mantenimiento, albañilería y limpieza en el lugar.

Los investigadores establecieron que la panificadora funcionaba las 24 horas en un local ubicado en la calle Anchoris al 4100.

También se descubrió durante la investigación previa, un anexo que la iglesia tenía en calle Juárez Celman al 600 de Pontevedra, partido de Merlo, y que otro templo, también con una empresa panificadora, funcionaba de manera similar en la calle El Resero de la ciudad de Bahía Blanca.

"Por el momento hay, al menos, doce hechos comprobados de reducción a la servidumbre, incluso una de las personas dormía a los pies de la cama para asistirla en todo momento, pero no descartamos que se sumen más casos", dijo uno de los investigadores al sitio de noticias.

Durante los allanamientos, al menos 26 personas fueron demoradas, 13 hombres y 13 mujeres mayores de edad. Además se secuestró una importante cantidad de dinero en efectivo casi u$s 40 mil dólares y poco más $ 1 millón; 17 vehículos; joyas de oro; 46 teléfonos celulares; 57 tarjetas de crédito; Computadoras tipo PC y Notebooks; memorias digitales; documentación y otros elementos de interés para la causa.

Comentarios

Otras Noticias