Nido Blando

Vivir en un mundo ilustrado

Esta ilustradora cipoleña que se divierte con las nubes, cada tanto sale de paseo por el mar, protege a los animales con sus dibujos y con una acuarela es capaz de darle forma a la libertad.
viernes, 18 de enero de 2019 · 14:01

Nella dibuja todos los días, es parte de su rutina diaria. Lee, mira y trabaja inmersa en su taller, rodeada de sus colecciones de libros de ilustraciones. Desde la ventana, ve una gran alameda que, a veces susurra y otras ruge al son del viento. Acuarela en mano (también puede ser lápiz o tinta china), Nella se dispone a trabajar, no sin antes preparar unos mates, si hace frío, o un tereré si es verano. Ella dice que el mate es su compañía, pero que la música tampoco puede faltar. Si levanta la mirada, la alameda, si la baja, el papel. Está listo el escenario, Nella se dispone a crear.

Foto: Es Diseñadora Industrial especializada en Gráfica de la Universidad Nacional de Cuyo (Mendoza) y es Docente Universitaria en las Carreras de Lic. en Diseño Visual y Diseño Industrial en la Universidad Nacional de Río Negro.

En tu bio dice “Ilustro desde el tiempo que jugábamos a la rayuela y a las bolitas”. ¿Qué dibujabas en aquel entonces?

Dibujaba personajes e inventaba historias en los cuadernos Rivadavia forrados con tela araña. Mis compañeros de escuela se las pasaban para leerlas. Me criaron con mucha libertad y estímulo hacia el dibujo y hacia el juego en general. Tenía una gran barra de amigos, compartíamos muchas tardes de juego y dibujo.

¿Recordás algún dibujo de cuando comenzabas a dar tus primeros pasos en el mundo de la ilustración? ¿Cómo era? ¿Qué quería contar?

Después de recibirme de la universidad y volverme al sur comencé a dibujar, armé un Blog y todas las semanas subía una ilustración. Esas primeras ilustraciones eran infantiles, apelaban al humor y la mayoría eran personajes muy expresivos que transmitían valores como la amistad.

¿Cómo encaras cada nuevo dibujo? ¿Definís de antemano qué hacer o surge a medida que lo vas haciendo?

Depende. Si es un encargo de ilustración para un libro tengo en cuenta el texto, empiezo a imaginar los personajes. Hay una primera etapa de bocetos, de diagramar el storyboard hasta llegar a la etapa de detalles y definición de cada ilustración. Mis últimos trabajos, en cambio, partieron de mis dibujos. Ahora acaba de salir “El paseo del mar”, un libro acordeón editado en España por Kireei (ahora Savanna Books) en donde primero ilustré y luego la escritora Mar Benegas, también española, escribió el texto inspirada en mis dibujos.

Foto: "El Libro Acordeón nos demuestra varias cosas. Que proponerse algo es el primer paso para conseguirlo (que se lo digan al mar). Que ser diferente no es igual a ser lo contrario. Que colorear un cuento puede ser una gran idea", dice Nella.

¿Qué materiales usas para dibujar?

Actualmente uso lápices, acuarelas, tinta china. Me gusta mezclar la línea y las manchas y sorprenderme con ellas. Finalmente hago un retoque digital.

De la ilustración infantil a las acuarelas. ¿Qué fue lo que maduró?¿Cómo definirías ese proceso de cambio?

Lo que hago actualmente también es ilustración infantil, lo que cambió de mis inicios a ahora son las técnicas de esa primera etapa digital a lo manual. El primer paso fue alejarme de la tecnología. En esa primera etapa mis ilustraciones eran 100% digitales, ilustraba con el ordenador. Luego, pude viajar y conocer grandes ilustradores, artistas que me incentivaron a acercarme y experimentar con técnicas manuales. Hice varios workshops y empecé a descubrir otro mundo y emocionarme con diferentes técnicas que me permiten sorprenderme con el resultado. Este proceso me dio mucha liberación. Hoy y mi dibujo es más libre y espontáneo, simple y despojado.

Foto: Acuarelas. Mujeres jugando en el mar. 

Hoy, en tiempos de redes, conectividad y estrés, ¿qué predomina en tus creaciones?¿Qué cosas cuentan?

Dibujo mujeres, naturaleza, personajes interactuando con ella; dibujo lo que veo cuando viajo, cuando disfruto del aire libre. Y cuentan lo que quieras que te dejen contar. Tal vez libertad, disfrute, paz, armonía, tristeza. No sé.

¿Cómo creaste “UNO”, el cuento dedicado a todas las especies en extinción?

UNO nació en la cordillera Argentina, sentada en una mesa de tronco mirando el lago Correntoso. Ante esa belleza e inmensidad pensé ¿qué pasaría si un día todo esto desaparece? ¿qué pasaría si un día somos el último ejemplar de una especie? Me inspiré con el huemul que, lamentablemente, está en extinción. Ilustré el cuento, escribí la historia y convoqué a la reconocida caligrafista argentina Silvia Cordero Vega que dibujó cada letra del texto y logramos ensamblar el mensaje.

Foto: En 2016, “UNO” fue declarado de Interés Ambiental y Cultural en la Provincia de Río Negro, Argentina.

¿Qué cosas pasan en “Descubriendo un mundo ilustrado”?

¡Muchas! Es un Taller para adultos que dicto desde el año 2013 y no para de darme satisfacciones. Se respira mucha buena vibra, es un espacio creativo en donde nos conectamos con nuestra niñez y afloran muchas emociones. Es muy liberador.

En noviembre del 2017 expusiste “El mar de Visita” en el 11º Encuentro Internacional de Ilustración de S. João da Madeira, Portugal. ¿Qué te dejó ese encuentro? ¿Qué premio recibiste?

Es un Encuentro Internacional de Ilustración que todos los años organiza un Concurso. Ese año me tocó ganar y el premio incluía, entre otras cosas, la invitación a Portugal, la estadía de una semana y la posibilidad de dar un workshop y exponer. Fue una experiencia muy enriquecedora, la gente de la organización es maravillosa. Yo ya había estado hacía unos años como finalista y en esa oportunidad pude conocer nuevos artistas ilustradores, reencontrarme con viejos amigos y empaparme de este mundo maravilloso de la ilustración.

Foto: Del 2 al 9 de Noviembre de 2018 expuso “El mar de Visita”, con ilustraciones que responden a "personajes interactuando con el agua, el mar, dando una sensación de despojo, disfrute y libertad".

¿Qué trabajo hoy te da mucho orgullo haber hecho?

Uno que tal vez pasó desapercibido. Eran diferentes animaciones ilustradas para una Fundación que trabaja con el trastorno del espectro autista.

¿Cómo es jugar con otros ilustradores alrededor de mundo a encontrar dibujos en las nubes?

Es un juego que realizamos con un ilustrador argentino. Ilustradores de todo el mundo suben fotos de nubes que entre todos intervenimos, compartimos los resultados y nos divertimos jugando.

Foto: Pequeño Editor tiene su libro “Con la Cabeza en las nubes” del Diego Bianchi quien en 2015 armó un grupo de Facebook donde diferentes ilustradores de todo el mundo comparten fotos de nubes intervenidas. "Aquí comparto la foto que intervine sobre la fotografía que subió Eleonora Arroyo", describe Nella en un post.
 

El otro día publicaste tu primer acuarela de 2019. ¿Qué nos augura para este año?

Que podamos disfrutar de lo que nos gusta hacer, que lleguen proyectos nuevos y poder concretarlos.

Foto: Nella en su taller de Cipolletti. 

Nella en Facebook e Instagram

100%
Satisfacción
0%
Esperanza
0%
Bronca
0%
Tristeza
0%
Incertidumbre
0%
Indiferencia

Comentarios

Cargando más noticias
Cargar mas noticias