Nido Antiheroe y Antiprincesa

Y que otros sean lo normal

Vi la oscuridad del encierro, con paredes sucias oprimiendo. Vi tu mirada perdiendo el brillo, vi una persona fría casi sin expresión. Entregándote una pastilla y yo creyendo que era tu cura...Pero a los meses llegamos a un lugar en el barrio donde se respiraba otro aire, entre lavandas, romeros y jarillas me olvidé de nuestras penas, de mi llanto, me junté con locos. Claro, era una más.
miércoles, 11 de septiembre de 2019 · 00:09

"Vi la oscuridad del encierro, con paredes sucias oprimiendo, vi tu mirada perdiendo el brillo, vi una persona fría casi sin expresión en la cara entregándote una pastilla y yo creyendo que era tu cura. Pensé cuántas veces ¨me hacía la loca¨ y qué es realmente la locura... Cuando ya no existe la verdad absoluta, me pregunté si estabas ahí por haberte preguntado los porqué de la vida, por haber cuestionado un sistema que excluye, que aplasta, donde al loco se lo etiqueta, se lo encierra… Pero a los meses llegué con vos a un lugar, cerquita de casa, en el barrio donde se respiraba otro aire, entre lavandas, romeros y jarillas me olvidé de nuestras penas, de mi llanto, me junté con locos, claro era una más."

 

"Me pregunté si estabas ahí por haberte preguntado los porqué de la vida."

 

Gabriela Villar es hermana de Luis y Luis es hermano de Gabriela. Juntos forman otra familia, la de la Huerta terapéutica Heller PRODA, un espacio comunitario socio-productivo saludable, un lugar de encuentro que se articula a través del servicio de Salud Mental y la participación de los vecinos. Gabriela llegó hasta ahí de la mando de Luis, y Luis llegó a su mejoría de la mano de Gabriela y de la Huerta. 

 

"En el barrio donde se respiraba otro aire, entre lavandas, romeros y jarillas me olvidé de nuestras penas."

 

Loca de desatar

Gabriela forma parte del Consejo Provincial de Niñez, Adolescencia y Familia de Neuquén  (Co. Pro. NAF) y de la Fundación Otras Voces (espacio que trabaja desde el 2002 en áreas de políticas públicas en temas socioeducativos y sociolaborales); y cuando habla de su vivencia en la Huerta del Heller el mundo se detiene: “Llegamos y no había ni médicos ni psicólogos. Ni una verdad absoluta. Sólo éramos huerterxs , no tenía que incluir a nadie en mi supuesto de  “normalidad” porque en mi realidad mis amigos son huerterxs y si claro que sí, ¡Estamos un poco locos!

 

Locas del tomate.

 

Mil formas de cocinar un zapallo

Gabriela entiende la Huerta como un espacio que nos moviliza y nos iguala. “Todos los  martes y  los jueves a partir de las 3 pm nos juntamos. Los martes son tareas comunitarias. Nos dedicamos a hacer el compost con desechos del hospital. Picamos la verdura y realizamos el compost entre todos. Hacemos microtúneles para todos y macrotúneles como invernaderos para las aromáticas. Se fabrican en conjunto. Cada uno tiene su porción de tierra que es un bancal, donde se pueden sembrar las verduras de estación. Y cada uno va y puede cuidar su bancal, ir en cualquier momento del día. Vamos y regamos y nos encontramos y cuidamos esa porción de tierra que es de cada uno. Se comparte mate. Algún festejo… talleres de alimentación, intercambio de semillas, batucadas, taller de zapallos, taller de fabricación de estufas…

 

"Me olvidé de nuestras penas, de mi llanto, me junté con locos, claro era una más."

 

Barro, tal vez.

 

Los luises que habitan en mi 

Me emocioné porque están naciendo los plantines. Hicimos compost, tomamos mates, comimos bizcochitos. Bueno grupo nos vemos, yo voy a estar siempre tomando un mate.” Gabi nos hace oír un audio de uno de sus compañeros huerteros, uno de los tantos que renace como el plantin de tomate. Y entendimos todo. 

Gabriela reconoce que la mejoría de su hermano fue notable desde su acercamiento al trabajo en comunidad de tierra y huerta del Heller. Y Gabriela siente que es su deber contar su historia. Gabriela sabe: una historia termina sólo cuando se deja de contar. Y mientras ella viva, seguirá contando la historia de Luis.

(Acaso asi pueda sublimar las historias de los luises que nos habitan).

 

Los luises que habitan en mi.

 

El próximo martes 24/09 la Huerta cumple 6 años y nos invita a todos a acercarnos a festejarlo. "Traer mate y algo para compartir".

 

 

 

0%
Satisfacción
100%
Esperanza
0%
Bronca
0%
Tristeza
0%
Incertidumbre
0%
Indiferencia

Comentarios

Cargando más noticias
Cargar mas noticias