HISTORIAS CERCANAS

El cura se animó a actuar en una película de terror

¿Por qué no?, se preguntó el sacerdote de un pequeño pueblo patagónico y agregó a su labor pastoral una actuación estelar.
sábado, 2 de octubre de 2021 · 12:40

Su amigo cineasta lo llamó: necesito un confesionario y un cura para mi película. El párroco Ricardo Constantini, de Gaiman, valoró la vinculación social y comprometida del cineasta y se preguntó ¿por qué no?. “No abandoné mi labor pastoral” y a veces “como dice el dicho: mejor es pedir perdón que permiso”, dice con una sonrisa por AM 550 y 24/7 Noticias. Desde el valle inferior del río Chubut –con poblaciones fundadas por galeses- el cura también destacó el trabajo conjunto con las organizaciones sociales, con Cáritas y con referentes de otras religiones para contener a la comunidad en época de pandemia y crisis económica y social.

En diálogo en el programa “Mejor Informado Radio”, el sacerdote recordó que en la iglesia de Gaiman no tiene un mueble para las confesiones, porque “prefiero salir a caminar y charlar, hacerlo más personal” con los fieles que admiten sus pecados, por lo que gestionó la filmación en el templo María Auxiliadora de Trelew. Allí llegó con su amigo cineasta Máximo Darío Orquera para establecer el set de filmación de unas escenas que forman parte del cortometraje “El demonio”. Ya tengo el confesionario, ahora necesito a alguien que haga de cura, le dijo el artistas. El sacerdote miró a su alrededor y no estaba más que él, lo pensó y se puso a disposición del guión.

El protagonista confiesa sus crímenes en un confesionario y luego suceden una serie de hechos, relata Constantini. “Es más, le gustó tanto la primera actuación sin sonido a Orquera que me preguntó si podíamos repetir la escena con micrófono!", cuenta relajado en una emocionante charla mañanera por la radio. Una oyente consultó si debió pedir permiso en el obispado para la actuación y se escuchó una leve sonrisa “mirá, como dice el dicho: a veces es mejor pedir perdón que permiso”.  Rápidamente agregó que las autoridades eclesiales de esa región aprobaron su participación en el film y que sintió el deber de “darle una mano a un artista de gran talento y compromiso social, que además es de acá”.

No soy de mirar ni me gustan las películas de terror pero esto va más allá del género del cine, es una mano que se le da a alguien de acá que visibiliza en su trabajo muchas situaciones de compromiso social, agregó el cura.

Sobre cómo reacciona la comunidad ante el uso de las nuevas tecnologías por parte de los sacerdotes, Constantini fue tajante: “mirá Internet es una realidad y tenemos que aprender a meternos porque sino se nos pasa el tren y nos quedamos afuera”.

La dirección de la película está a cargo del chubutense Máximo Darío Orquera, el guión es del español Tony Moro Hinojosa y participará próximamente de un Festival Internacional en México.

Mantenete informado todo el día. Escuchá AM550 La Primera aquí

Seguinos por la tele, en CN247 aquí

Más de

Comentarios

Otras Noticias