LOCALES CERRADOS

Comerciantes de shoppings perdieron las ventas del Día de la Madre

No superaran el 30% de las ventas del 2019 y esta fecha era clave para tener un respiro. "Esta división de esenciales y no esenciales es durísima".
viernes, 16 de octubre de 2020 · 19:23

Se vivió una semana convulsionada en Neuquén después de que el gobierno escuchara el pedido de Salud y apretara finalmente “el botón rojo”, pero el resultado de esa decisión fue el descontento de los comerciantes que se manifestaron para seguir trabajando, y si bien muchos abrieron a pesar de las medidas, quienes no tienen opción y continúan con las puertas cerradas son los comerciantes de los shoppings.

Tanto el Portal como el Alto Comahue deben cumplir a rajatabla con este cierre y eso repercute en todos los locales internos. Después de cuatro meses sin abrir, pasar fechas claves sin ventas, la historia se repite, y esta vez con todo preparado.

Belén Schwindt, tiene su local en el Portal, y contó en AM 550 y CN 24/7 que muchos locales habían invertido y apostado a esta fecha, Día de la Madre, pero ya perdieron las ventas y “a los proveedores hay que pagarles”. “Ya de por si estamos vendiendo un 25 o 30% de lo que vendíamos el año pasado sin contar la inflación” lamentó.  

La única esperanza en medio de tanta incertidumbre son las fiestas, pero faltan dos meses y en ese tiempo todo puede pasar. “Es muy difícil proyectar, acá dependemos del gobierno estamos atados de manos”. Mientras tanto los impuestos y alquileres se deben seguir pagando y aunque se opte por cerrar el local, el shopping multa al comerciante por no cumplir el contrato. Además las marcas de Buenos Aires también condicionan y los sueldos con aumentos y las cargas sociales también se deben seguir pagando “es lo que corresponde, pero si no podemos vender cómo lo pagamos”.

La realidad que no parece tenerse en cuenta ante estas medidas es cómo puede subsistir un comerciante sin ventas. Para seguir pagando sin ingresos “tenés que salir a pedir un préstamo con tasas altísimas, no todos pueden acceder a esos préstamos y después te tenés que asegurar de tener ingresos para poder pagarlos” explicó Belén.

“No hay un horizonte claro, no puede ser que tengamos que salir a cortar la calle para que no salgan los inspectores”, Belén como tantos otros tienen locales no solo en los shoppings sino también fuera, “no estamos cortando la calle para pedir subsidios, esto pasa acá nomas, en Argentina, esperamos que de una vez por todas salga el intendente (Mariano Gaido) a decir que se puede abrir porque hasta que no diga nada, el shopping no puede abrir”.

“Que tengan en cuenta que acá no hay esenciales y no esenciales. Acá todos tienen que trabajar, esa división para nosotros es durísima porque aunque te habiliten el comercio no pueden llegar los empleados, tienen que dar vueltas para poder subirse a un colectivo, ver cómo llegan a trabajar. Hay varios temas para tratar “.

Comentarios