HAY 1.600 HABITANTES AISLADOS

Valle Medio: en 80 kilómetros, solo Pomona se salvó del COVID-19

“El jardín de la provincia”, en Río Negro, es la única localidad del Valle Medio libre del coronavirus.
domingo, 24 de mayo de 2020 · 01:32

“Fue horrible porque Choele tuvo muchos casos, Lamarque en pocos días tuvo como 18, y Beltrán también tuvo como 10 o más. Pero bueno, lo que nosotros hicimos fue un cordón sanitario en el primer momento, cerramos todas las entradas y dejamos sola una. Y así estamos desde el segundo día que el presidente Alberto Fernández decretó el aislamiento social obligatorio”, cuenta el intendente de Pomona, Miguel Ángel Jara. A casi 2 meses de tomar esa decisión, es la única localidad que por ahora saca chapa de 0 caso en esta pandemia. El dato no es menor. El Valle Medio de punta a punta tiene 80 kilómetros y lo integran 7 localidades (Chimpay, Lamarque, Choele Choel, Belisle, Darwin, Luis Beltrán y Pomona).

“Cuando decidimos cerrar la localidad, no teníamos ni un protocolo, pero empezamos a controlar todo y el único ingreso que dejamos fue en la caminera (de la Policía Provincial). Por ahora, no tenemos ningún caso, pero en cualquier momento puede llegar, porque la gente tiene que ir a otras localidades y es difícil controlar, pero ya bajamos mucho el tránsito”, relató el jefe comunal, en diálogo con Mejorinformado.com.

El punto en cuestión es que, en esta región, desde la primera localidad a la última -de Chimpay a Pomona- hay 80 kilómetros a lo largo, con lo cual es muy difícil en este contexto mantener aislados a los 1.600 habitantes de Pomona. No sólo porque requieren de servicios que hay en las otras localidades como el Banco o la farmacia, sino porque, además ya tienen el hábito cultural de viajar permanentemente. De hecho, Choele Choel es la que oficia de motor conector en la zona.

“El problema es que no tenemos farmacia, pero logramos por estos 30 días, en principio, que los vecinos vayan al hospital, dejen ahí sus recetas y el personal del nosocomio va a las farmacias de Choele y Lamarque y luego reparte en el pueblo. Nosotros desde el municipio le damos más dinero por si falta y tengan que cubrir”, relató el jefe comunal, aunque aclaró que sí tienen cajero automático.
Una de las causas que generó rispideces, al blindar la localidad, fue por el servicio que presta un almacén de rubros generales. “Ese almacén abastece a las otras localidades, vienen desde Valcheta incluso a comprar y eso nos generaba mucho tránsito. Pero ahora ya acordamos, les hacen los pedidos y queda todo en la ruta y desde ahí cada uno retira la mercadería”, explicó Jara.

Pese a los reclamos iniciales, con los resultados en la mano, el intendente se siente seguro de la decisión adoptada: “La gente lo ha tomado muy bien, creo que tenemos un 2 o 3 % de la población que no lo entiende, pero el resto lo entiende y la verdad, ha actuado de una manera que es para felicitar. Yo hablo mucho con los vecinos, salgo por la radio, hablo con cada uno. Y les explico la situación. En las otras localidades, el cordón sanitario lo puso el gobierno provincial, en mi localidad lo puse yo”.

Comentarios