LA NENA TENÍA APENAS 3 AÑOS

Termina el juicio por el femicidio infantil de Nahiara

Este viernes son los alegatos finales y luego el jurado popular deberá emitir un veredicto por separado para los dos acusados.
viernes, 27 de agosto de 2021 · 01:00

El juicio por el femicidio infantil de Nahiara Soledad Miranda entró en su etapa final. Los últimos testigos que declararon fueron los que aportó la defensa del padrastro Carlos Erbín y apuntaron a los maltratos reiterados de la otra acusada, Valeria Miranda contra su hija. Aunque varios de ellos eran familiares del hombre acusado de haber golpeado en la cabeza y causarle la conmoción cerebral que terminó en la muerte de la niña de sólo 3 años.

Finalizó la etapa de testimonios en la que los jurados populares pudieron escuchar las declaraciones y supieron como fueron producidas las pruebas acompañadas en el expediente por el cual se juzga a Erbín y a Miranda por la muerte de la niña en un paraje cercano a Los Menucos, en abril del año pasado.

Hoy está previsto que las partes presenten sus alegatos y luego los 12 miembros pasarán a deliberar. A él se lo acusa de "lesiones graves y leves agravadas por haber sido cometidas con violencia de género, en concurso real con femicidio"; en tanto que a ella de sólo 21 años, "lesiones graves y leves agravadas por el vínculo, en concurso real con homicidio calificado por el vínculo".

El jurado deberá responder con su veredicto a dos preguntas centrales: si los hechos que fueron relatados en la acusación efectivamente existieron y si el hombre y la mujer que están acusados por esos hechos fueron o no culpables de los delitos que se les atribuyen. El veredicto será individual respecto de cada uno de los imputada.

Los últimos testigos que declararon hicieron referencia a lo mal que la trataba la madre a la niña. Que además de estar sucia con la misma ropa y zapatillas chicas por las que "tenía los dedos encogidos", también aseguraron haberla visto pegarle permanentemente. A su vez, todos recordaron lo bien que Erbín trataba a la pequeña, pese a no ser su hija. Y hasta olvidaron los motivos por los cuales este puestero había sido condenado hace unos años por apuñalar a un vecino de otro campo, a quien le provocó heridas.

Sin embargo la madre del acusado expresó que "nunca la vi golpear a la nena", aunque si recordó que una vez acompañó a Nahiara al baño, vio que estaba raspada y que ella le dijo "mamá me arrastró".

Mantenete informado todo el día. Escuchá AM550 La Primera aquí

Seguinos por la tele, en CN247 aquí

Comentarios