EXPECTATIVAS DE LOS CLUBES POR LA TEMPORADA

En Río Negro esperan que autoricen protocolos para piletas

Se sabe que los predios deberán estar divididos por cuadrícula y habrá turnos para bañarse. Todavía no les autorizaron los protocolos, desde Salud provincial.
domingo, 22 de noviembre de 2020 · 00:00

Se acerca el mes de diciembre y crece la desesperación entre los clubes rionegrinos. Es que la mayoría, los que decidieron que abrirán sus piletas durante el verano, ya enviaron los protocolos al Ministerio de Salud, pero ninguno ha tenido respuesta. Se especula con que esta semana pueda haber algún tipo de confirmación y con esa promesa trabajan en vender el servicio a sus socios y así poder cerrar el año con algunos recursos.

El año para los clubes deportivos fue muy malo. La pandemia primero imposibilitó que abran las diferentes actividades y luego la crisis económica provocó una caída estrepitosa en la masa societaria. Por eso los directivos ven en la temporada de verano la posibilidad de recuperar a algunos de los que se fueron y con ellos dinero para solventar sus gastos. 

Pero para eso es necesario que desde Salud Publica se oficialice un protocolo para que puedan funcionar las piletas al aire libre, con sus respectivos predios recreativos. Aunque desde ya se sabe que la temporada será distinta, con menos vida social, con cuadrículas por familia, y hasta con cupos  y turnos para poder darse un chapuzón.

Los clubes que decidieron abrir la temporada, presentaron hace varias semanas el protocolo de funcionamiento a Salud Pública, pero no hay autorizaciones aún. Algunos municipios avanzan con algunas reuniones para más o menos diagramar de qué manera se puede abrir. Por ejemplo en Cipolletti, se espera que el martes se reúnan dirigentes con funcionarios para ponerse de acuerdo en algunas cuestiones como la cantidad de personas que se permitirán en los predios. Y el jueves, con aquellas instituciones que quieran hacer Colonias de Vacaciones, porque ven viable esa posibilidad pese a que la situación epidemiológica en la ciudad y la provincia sigue siendo complicada.

De acuerdo a la cantidad de hectáreas de los predios, será el cupo de personas habilitadas para el ingreso, y se anticipó que podría ser la mitad de los que se permitía hasta ahora. Es que lo fundamental será el distanciamiento entre familias. Para eso se marcarán cuadrículas para que puedan permanecer los convivientes, con dos metro o más de distancia con la otra cuadrícula. Esto permitiría que quienes estén allí dentro no tengan la obligación de utilizar barbijo, como si se debe usar en los lugares comunes.

Para bañarse no se deberá usar barbijo, pero si habrá turnos de media hora para poder meterse en el agua y habrá que anotarse de manera previa, además de marcar andariveles para poder diferencias las distintas zonas de la pileta. Con respecto al agua, los controles semanales que se hacían deberán ser en tiempos más breves, pero está claro que en el agua con cloro no permanece el Covid.

Otro tema a resolver es el uso de los baños, y no trascendió de que manera se podrían minimizar los riesgos. Los natatorios deben encontrarse inscriptos en el Registro Provincial de Natatorios, administrado por el Departamento de Saneamiento Básico, del Ministerio de Salud. 

Aunque la mayoría y más importantes clubes de la provincia decidieron que abrirán la temporada de verano en sus piletas, no pasará lo mismo con algunos sindicatos. Desde UnTER, la conducción central decidió que no abrirá ninguno de los predios para evitar contagios. Tampoco habilitará sus predios el Sindicato de Trabajadores Judiciales, como tampoco los complejos de departamentos en Las Grutas.

 

Comentarios